RSS

Archivo de la etiqueta: amor de Dios

Gracias a Dios

agradecido con Dios

Mas gracias sean dadas a Dios, que nos da la victoria por medio de nuestro Señor Jesucristo. 1Corintios 15:57

Yo creo que todos nosotros recordamos a las personas con las cuales nos sentimos agradecidas y dejaron una huella en nosotros, por eso el día de hoy quiero dejar una huella de Dios en usted.

Hoy quiero darle siete razones por las cuales debemos darle gracias a Dios todos los días:

7. Vida: Para una persona que tiene una enfermedad terminal o para un joven que decidió no cometer un suicidio o para alguien que se salvó de un terrible accidente la vida significa mucho.

La vida a pesar de sus subidas o bajadas como dice el título de una famosa película: La vida es bella.

6. Familia: Quiero empezar diciendo aunque suene contradictorio que nadie escoge a su familia.

Así que si te tocó un buen papá o una buena mamá, si tiene una familia unida o una familia que le ama, entonces tienes muchísima suerte.

5. Iglesia: La mayoría de personas que predican el evangelio no lo hacen esperando reconocimiento, saben que la gloria le pertenece a Dios, pero si tiene la bendición de tener buenos pastores o líderes en medio de tantos pastores falsos, agradézcanles su entrega y sacrificio.

4. Las personas que nos aman

La biblia Latinoamericana del 95 dice en: Proverbios 18:22 El que encontró una esposa encontró la felicidad; Yavé es quien le otorgó ese favor.

La biblia dice en: Proverbios 18:24 El hombre que tiene amigos ha de mostrarse amigo; Y amigo hay más unido que un hermano.

3. Trabajo

La biblia dice en: 2Tesalonicenses 3:10 Porque también cuando estábamos con vosotros, os ordenábamos esto: Si alguno no quiere trabajar, tampoco coma.

Si tiene la oportunidad de tener trabajo y llevar un pan a su mesa, de pagar las cuentas y mantenerse, entonces siéntase muy dichoso.

2. Fidelidad de Dios

A veces podemos sentir que la vida es tan difícil que nos sentimos hundir pero por la fidelidad de Dios no nos ahogamos, una frase dice: Dios aprieta pero no ahorca.

Cada vez que parece que no podemos más, Dios aparece y nos dice: Nunca te dejaré.

1. Amor de Dios

La razón de ser del cristiano, la razón de ser de muchas personas es el amor de Dios.

Cuando experimentas aquel amor llenando el corazón sencillamente la vida tiene sentido.

Ahora haga usted su propia lista y nunca se olvide de darle siempre gracias a Dios por todo lo que hace por usted y las personas que le rodean.

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en 5 enero 2016 en Enseñanzas, Reflexiones

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Mis doce razones por las cuales soy cristiano

joven cristiano

Si tuviera que enumerar las razones principales por la cual soy cristiano, serían estas:

1. Por conocer a Jesús

1 Juan 4:19 Nosotros le amamos a él, porque él nos amó primero.

Filipenses 3:8 Y ciertamente, aun estimo todas las cosas como pérdida por la excelencia del conocimiento de Cristo Jesús, mi Señor, por amor del cual lo he perdido todo, y lo tengo por basura, para ganar a Cristo,

Mateo 8:1-3 Cuando descendió Jesús del monte, le seguía mucha gente. Y he aquí vino un leproso y se postró ante él, diciendo: Señor, si quieres, puedes limpiarme. Jesús extendió la mano y le tocó, diciendo: Quiero; sé limpio. Y al instante su lepra desapareció.

2. Por el Amor de Dios

1 Juan 4:16 Y nosotros hemos conocido y creído el amor que Dios tiene para con nosotros. Dios es amor; y el que permanece en amor, permanece en Dios, y Dios en él.

3. Porque encontré un Nuevo Comienzo

2 Corintios 5:17 De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas.

4. Porque tengo un Nuevo Corazón

Ezequiel 36:26 Os daré corazón nuevo, y pondré espíritu nuevo dentro de vosotros; y quitaré de vuestra carne el corazón de piedra, y os daré un corazón de carne.

5. Porque encuentro Paz

Filipenses 4:7 Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús.

6. Por el Fin de la soledad

Isaías 43:2 Cuando pases por las aguas, yo estaré contigo; y si por los ríos, no te anegarán. Cuando pases por el fuego, no te quemarás, ni la llama arderá en ti.

7. Por El Poder del Espíritu Santo

Juan 14:26 Mas el Consolador, el Espíritu Santo, a quien el Padre enviará en mi nombre, él os enseñará todas las cosas, y os recordará todo lo que yo os he dicho.

8. Por la Fe en Dios

Hebreos 11:1 Es, pues, la fe la certeza de lo que se espera, la convicción de lo que no se ve.

9. Porque Obtengo un propósito

Salmo 138:8 Jehová cumplirá su propósito en mí; Tu misericordia, oh Jehová, es para siempre;  No desampares la obra de tus manos.

10. Porque Soy Feliz

Nehemías 8:10 … porque el gozo de Jehová es vuestra fuerza.

11. Porque No tengo temor

1 Juan 4:18 En el amor no hay temor, sino que el perfecto amor echa fuera el temor; porque el temor lleva en sí castigo. De donde el que teme, no ha sido perfeccionado en el amor.

12. Porque Soy libres de la muerte espiritual

Romanos 3:23 por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios,

¿Y cuáles son tus razones por las cuales deberíamos ser cristianos?

 
Deja un comentario

Publicado por en 14 diciembre 2012 en Reflexiones

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Amaos los unos a los otros

Querido(a) Hermano(a) muchas gracias por visitar este blog, sea usted muy bendecido(a) de parte de nuestro Señor Jesucristo, por el cual si usted ya lo ha recibido en su corazón y lo ha hecho su Señor, nos ha hecho familia espiritual, así que sepa usted que es amado(a) por su familia espiritual con el gran amor que Dios ha depositado en nuestros corazones.

¿Cuán importante es recordar que debemos amarnos con un amor fraterno y sincero? Es tan importante que aquel que no ama a su hermano en Cristo, como dice la palabra no ha nacido de nuevo. Amados, amémonos unos a otros; porque el amor es de Dios. Todo aquel que ama, es nacido de Dios, y conoce a Dios. 1Juan 4:7

Por eso es penoso ver en las iglesias la falta de amor fraternal, muchos se olvidan que el segundo mandamiento más importante dicho por Cristo fue el de amar a nuestro prójimo como a nosotros mismos (Mateo 22:39 y Marcos 12:31). Y el mismo Señor Jesucristo nos pidió amar a nuestro enemigos (Mateo 5:43).

¿Pero seremos capaces de amar a nuestros enemigos sino somos capaces de amar a nuestros hermanos en Cristo?

Hermanos sé que es difícil amar a todos, por eso está escrito: … soportándoos con paciencia los unos a los otros en amor (Efesios 4:2)

No importa el cargo o el nivel espiritual que usted posea, nunca permita que eso le impida amar a su hermano, ame a todos sus hermanos desde el mayor hasta el menor de ellos, no haga acepción de personas. Recordemos que el que desea ser el mayor debe servir a los demás (Mateo 23:11).

Querido hermano: ¿Cuándo fue la última vez que usted le dio una palabra de aliento a su hermano(a) en Cristo? ¿Cuándo fue la última vez que consoló a un hermano(a) que pasaba por duras pruebas, cuando fue la última vez que exhorto a un hermano(a) con amor para que afirmara sus pasos?

Hermanos en Cristo recordemos siempre lo que está escrito: Amaos los unos a los otros con amor fraternal… Romanos 12:10

Bendecidos sean con toda bendición en Cristo Jesús que nos dio nueva vida. Amén

 
Deja un comentario

Publicado por en 1 febrero 2011 en Reflexiones

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , ,

Préstame Atención

Préstame Atención, tú que te quejas de las pruebas, tú qué dices no soportar el llamado de Dios, es que acaso no te basta con conocerle, no te basta su gracia.

¿Qué hay de aquel que es esclavo de las drogas y que por más que intenta dejarla en sus fuerzas, no puede?

¿Qué hay de aquel que ha perdido la esperanza, que sostiene entre sus manos el arma homicida porque no le que quedan fuerzas para vivir?

¿Qué hay de esos niños que han sido abandonados por sus conocidos, que se sienten extraños y rechazados, que sienten miedo del resto?

Préstame atención, tú que te quejas por cosas simples, que cierras tu boca al evangelio, has olvidado la importancia de la misericordia, te has olvidado del dulce amor de Dios.

¿Qué hay de aquellos que mendigan por las calles, aquellos que te piden una limosna para poder sobrevivir, porque no tienen hogar, ni trabajo?

¿Qué hay de aquella muchacha que se prostituye para poder alimentarse a ella y a sus hijos porque fue abandonada por aquel que dijo amarla?

¿Qué hay de aquella persona que necesita una palabra de aliento porque tiene tantos problemas que ya hasta no consigue el sueño, ni la paz?

Y tú qué dices que tu vida es dura, porque piensas equivocadamente que Dios está lejano, sin embargo no oras, ni tampoco lees su palabra. No has entendido que Dios te ama y por amor a ti envió a su hijo a morir en una cruz, sin embargo tú ni siquiera piensas en tomarte un poco de tiempo para buscarle, te has endurecido tanto que ves el mundo con desprecio y no con compasión.

Préstame atención, escucha el clamor de un corazón que te dice: Dios está buscando obreros a la mies, esta buscándote a ti. El te escogió, te predestinó para salvar a muchos, no calles porque hoy es el tiempo de predicar, el tiempo de anunciar su amor, Dios te salvo de pura gracia, acaso no harás lo mismo por los demás.

 
Deja un comentario

Publicado por en 9 noviembre 2010 en Reflexiones

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Andar en santidad

Imagínese abrir la puerta de su habitación y encontrar el lugar inundado, lleno de agua maloliente, basura flotando encima de ella e infestado de ratas, en cambio si en vez de eso, usted abriera la puerta de su habitación y encontrara todo limpio y decorado, estoy seguro que usted se sentiría mucho mejor con la segunda opción.

Nosotros también somos una habitación, somos el templo del Espíritu Santo, en nosotros se encuentra el tesoro más valioso, ¿Pero será usted una buena habitación o su corazón ha entristecido al Espíritu Santo?

Muchos descuidan su comunión con Dios y permiten que malos pensamientos, deseos de la carne crezcan en su interior, se olvidan de andar en santidad, hacen caso omiso de la voz de Dios, no oran, no leen la biblia, no van a la iglesia, y todo esto produce que el corazón se ensucie y se enfríe el amor de Dios en nuestros corazones.

¿Qué tan importante es la comunión con Dios?

Es muy importante, porque si descuidamos nuestra comunión con Dios no estamos andando en santidad, no tendremos las fuerzas para soportar los ataques del maligno, nos estamos apartando de Dios, estamos permitiendo que nuestro corazón sea una habitación deshonrosa para Dios.

La biblia dice: Santificaos, pues, y sed santos… (Levítico 20:7), andemos en santidad, busquémosle todos los días, cuando estamos en comunión con Dios, Dios va limpiando nuestros corazones, va quitando toda mancha, va puliendo toda aspereza que llevamos en nuestro interior, nos va perfeccionando para ser un templo santo para Él.

Si desea recibir en su correo un boletín con todo lo nuevo que se agregue al blog siga los pasos para suscribirse haciendo clic aquí

 
Deja un comentario

Publicado por en 17 agosto 2010 en Reflexiones

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , ,

Un Dios de amor

Pensábamos conocer lo que era el amor, y creíamos conocer la máxima expresión de amor, pero de pronto apareció Jesús y todo cambió:

Porque por amor fue capaz de dejar toda la gloria del cielo.

Por amor fue capaz de perdonar la traición.

Por amor fue capaz de dar su vida sin importarle la suya propia.

Por amor fue capaz de vencer en su mayor hora de prueba y cumplir la voluntad de amor de Dios.

Y es por ese amor ágape, que todo esto lo hizo sin esperar recibir nada de nosotros.

Con suma ternura El nos dijo: Que de tal manera amó Dios al mundo, que dio a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él crea, no se pierda, mas tenga vida eterna (Juan 3:16).

Con tal cariño el apóstol Pablo inspirado por Dios escribió: Por lo cual estoy seguro de que ni la muerte, ni la vida, ni ángeles, ni principados, ni potestades, ni lo presente, ni lo por venir, ni lo alto, ni lo profundo, ni ninguna otra cosa creada nos podrá separar del amor de Dios, que es en Cristo Jesús Señor nuestro (Romanos 8:38-39).

Porque así de grande es su amor, su amor no conoce fronteras, su amor no conoce límites, es un amor tan puro, como también está escrito: El amor es sufrido, es benigno; el amor no tiene envidia, el amor no es jactancioso, no se envanece; no hace nada indebido, no busca lo suyo, no se irrita, no guarda rencor; no se goza de la injusticia, mas se goza de la verdad. Todo lo sufre, todo lo cree, todo lo espera, todo lo soporta (1 Corintios 13:4-7).

Jesús cumplió todas las características del amor, demostrando así que verdaderamente Dios es amor, y ese amor es capaz de transformarte y darte una nueva vida, sólo permítele al amor (Jesús) entrar en tu corazón.

Si desea recibir en su correo un boletín con todo lo nuevo que se agregue al blog siga los pasos para suscribirse haciendo clic aquí

 
1 comentario

Publicado por en 27 julio 2010 en Reflexiones

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , ,

 
A %d blogueros les gusta esto: