RSS

Archivo de la etiqueta: escudo

Te busco

Camino buscándote sin parar, has ocultado tan bien tus huellas que no logro poder seguirte el paso.

Te necesito como la abeja a la miel, cómo el novio a la novia, como nunca antes pensé hacerlo.

Es que sin Ti el cielo parece nublado, la vida se torna grisácea, el amor parece solo un cuento.

La verdad está en tu boca, la misericordia en tu mirada, la hermosura cubre tu rostro.

Tan perfecto eres para mí que no puedo alejarme de Ti, que no sé cómo seguir sin Tu ayuda.

Ven a mí encuentro porque te estoy buscando día y noche, clamo a ti cada vez que puedo.

La noche parece no terminar, necesito tu Luz para poder sentir que todo estará bien.

Tus abrazos me daban seguridad, debajo de tus alas poduedo llegar a sentir mucha paz.

No soy tan fuerte cómo creía, eras Tú eres el que me ayuda a resistir.

Mi fe por si sola no logra nada, pero si tú estás conmigo entonces todo lo puedo.

Lo intento y re intento pero si estás a mi lado todo me ayudará para bien.

Te busco porque sé que te amo, porque caminar sin Ti solo es tristeza y soledad.

Acompáñame y tómame la mano, la única mano que siempre me ayuda y me sostiene.

Las tormentas vinieron y no tenía refugio, las flechas cayeron y me encontraba sin escudo.

Sana mis heridas, lava mi corazón de las angustias, seca las lágrimas que llenan mi rostro.

Perdóname si me cuesta ser fiel, si quiero negociar los límites de mi corazón.

Hoy mi mente y corazón son tuyos, el trono de mi ser te pertenece a Ti.

Hazme otro, crea algo nuevo y maravilloso dentro de mi, moldéame como la arcilla.

Bendíceme como antes lo hacías y sustenta mi corazón con tus palabras.

Vuelva la alegría a mi rostro y mi corazón halle la paz porque contigo estoy.

Acércate a mí que estoy deseoso de tomar tu Cruz, ponerme tu yugo y seguirte.

 
Deja un comentario

Publicado por en 14 junio 2017 en Oraciones, Reflexiones

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Cantaré a Jehová

alabanza¿Hasta cuándo, Jehová? ¿Me olvidarás para siempre? ¿Hasta cuándo esconderás tu rostro de mí? (Salmos 13:1)

El autor de este salmo es David, un gran héroe de la fe, conocido por haber sido rey de Israel y ser el autor de la mayoría de los salmos que encontramos en la biblia.

David como cualquier persona no estaba libre de problemas, sabemos por su historia que pasó muchos males y persecuciones, podemos también leer en sus salmos muchas de sus oraciones, en las cuales podemos encontrar sus pedidos hacia Dios, sus quejas, sus lágrimas, pero también encontramos algo muy importante:

Cantaré a Jehová, Porque me ha hecho bien. (Salmos 13:6)

David podía empezar algunos de sus salmos lamentándose o quejándose, pero siempre terminaba alabando a Dios.

Los cristianos al igual que el resto de personas podemos tener muchas razones para estar tristes o desanimados, pero nosotros solo necesitamos una razón para ser felices y esa razón se llama Jesús.

Él es quien perdona nuestros pecados, Él es quien nos da la vida, Él es quien nos da fuerzas, Él es la persona que más nos ama, Él es quien bendice la obra de nuestras manos, Él es el reposo para nuestras almas, Él es nuestro refugio, Él es nuestro escudo, Él es nuestro gozo y Él es quien tiene el timón de nuestras vidas.

Quizá no hayas tenido una buena semana, pero déjame decirte que Dios tiene un gran plan para tu vida y todo lo que te está sucediendo Dios lo está usando para tu bien, por eso no pierdas la fe y gózate porque muy pronto si amas a Dios verás la recompensa grande que el Señor ha preparado para ti.

Antes bien, como está escrito: Cosas que ojo no vio, ni oído oyó, Ni han subido en corazón de hombre, Son las que Dios ha preparado para los que le aman. (1Corintios 2:9)

Así que hermano sonría no permita que el enemigo le robe la sonrisa, no permita que el maligno le robe el gozo y la alegría de ser hijo de Dios.

No vea solamente las malas circunstancias que lo rodean ahora, recuerde todas las veces en las que Dios lo ha ayudado antes y tenga por seguro que el mismo Dios que convirtió a un joven pastor de ovejas en un rey, va a ser algo grande en su vida, con los ojos de la fe vea más allá del ahora y gócese por lo que está ya por venir.

Al igual que el salmista gócese, aprenda a deleitarse en la presencia de Dios, ya sea en la iglesia o en su casa, exalte a su Padre por cada una de las bendiciones que le ha dado, por su familia, por sus pastores, por sus hermanos en Cristo, por sus amigos, por su trabajo, por lo sueños que tiene en su corazón y que en Dios se van a cumplir y por haberlo escogido.

Pero yo cantaré de tu poder, Y alabaré de mañana tu misericordia; Porque has sido mi amparo Y refugio en el día de mi angustia. (Salmo 59:16)

No permita que sus oraciones terminen sin una alabanza genuina a Dios, no permita que su día termine sin adorar a Dios.

Aunque las aflicciones del justo parezcan muchas, recuerde siempre que usted tiene a Dios de su lado y no hay circunstancia que sea más fuerte que Él, no hay problema que sea más grande que nuestro Dios y Él lo ama tanto que dio a su hijo unigénito por usted.

Jamás dude de la fidelidad de Dios, el cantarle y alabarle es una señal de que usted no duda de Él, sino que al hacerlo usted demuestra su gratitud, su fe y sobretodo su amor hacia Él.

 
5 comentarios

Publicado por en 7 julio 2013 en Reflexiones

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

 
A %d blogueros les gusta esto: