RSS

Archivo de la etiqueta: valores

Al que ama

pelicula-biblica-hijo-prodigo

Porque Jehová al que ama castiga, Como el padre al hijo a quien quiere. Proverbios 3:12

La versión dice: (DHH): Porque el Señor corrige a quien él ama, como un padre corrige a su hijo favorito.

¿Cuántos recuerdan las correcciones que les hacía su papá?

Cómo a todos a mí tampoco me gustaba la corrección de mi padre, la verdad no fue hasta que crecí y pasé diversas circunstancias cuando realmente me di cuenta del por qué lo hacía.

Hoy quiero relatarles cuatro de esas ocasiones:

1. La Oración: Recuerdo cuando era muy chico y papá me preguntó si sabía orar, creo que fue más por miedo, pero le dije que no, y él al escucharlo me regañó, pero como buen padre también me enseñó esa misma noche a orar.

Años más adelante a la edad de 20 años una oración salvó literalmente mi vida.

2. El sacrificio: Cuando era chico papá no pasaba mucho tiempo en casa y yo no entendía porque no tenía tiempo para pasar más tiempo con nosotros.

Al crecer y tener mi primer trabajo y pasar cada vez menos tiempo en el hogar, me di cuenta la responsabilidad que él tenía y que por amor lo hacía.

3. El modelo: Habré perdido la cuenta de la cantidad de veces que mi papá me decía que me portara bien o que actuara correctamente, él siempre era ese impecable ser que siempre sabía que hacer o que decir en cada momento.

Recuerdo cuando me nombraron jefe o tuve personal a mi cargo, cuando realmente lo entendí, me di cuenta que él estaba siendo el modelo que yo necesitaba.

4. Los valores: Hace poco vi una escena que me perturbó, a un chico que limpiaba carros le arrollaron uno de sus pies, yo me encontraba lejos, pero al ver aquella escena intenté acercarme para ayudar, al ver a mi alrededor me di cuenta que nadie más lo hacía, todos miraban y se amontonaban sin pretender ayudarlo.

Fue entonces cuando me di cuenta de lo bien que me habían criado.

Ahora entiendo mucho mejor a mi papá y comprendí que cuando un padre nos llama la atención es porque nos ama y busca nuestro bien, nos está enseñando algo que, aunque ahora no lo comprendamos aquella lección habrá dejado una huella en nuestra memoria y no servirá a futuro en nuestro vivir.

Lo mismo ocurre con nuestro Padre Celestial:

· Nos corrige cuando lo necesitamos.

· Se sacrificó por nosotros.

· Es nuestro modelo.

· Nos ama con un amor incondicional.

Si estamos pasando por momentos duros o difíciles en vez de quejarnos o reclamar, deberíamos recordar que Dios no es un Padre malo, por el contrario, Él nos ama mucho, jamás nos descuida, y que quizá está permitiendo que pasemos por aquellas pruebas para moldearnos y para que podamos aprender una gran y valiosa lección.

Anuncios
 
1 comentario

Publicado por en 10 julio 2016 en Enseñanzas, Reflexiones

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Especial por Seis Años: Una vida de gratitud

6 años

Un 29 de Noviembre hace seis años atrás creé este blog con la decisión en mi corazón de agradecer a Dios y de llevar su mensaje.

He escrito muchos temas, sé que he llegado a países a los cuales jamás pensé en llegar, he usado varios estilos de escritura pero lo que más me sorprende son aquellos comentarios sinceros y honestos de personas que deciden volver a Dios tras leer un tema.

Los cristianos somos mensajeros que llevamos en nuestros corazones las buenas nuevas de salvación y a veces olvidamos el poder que tiene el evangelio.

Yo estoy agradecido con mis padres porque me predicaron y me mostraron a Jesús desde pequeño, yo pude ver en ellos un verdadero cristianismo en su modo de vivir y al crecer eso me ayudo a buscarle, me ayudo a tener un freno frente al pecado, me nutrió de valores y principios que me han servido a lo largo de los años.

Y en mi momento más oscuro, cuando ya me sentía agotado de la vida y solitario, pude clamar a Dios, pude tener fe de que a pesar de mis faltas Jesús podría perdonarme y darme una nueva vida.

Hoy estoy escribiendo mensajes y tocando muchos corazones por la fe, el ejemplo y la perseverancia de mis padres.

Y yo les cuento todo esto porque a veces no sabemos lo que un mensaje o una palabra de aliento puede hacer por una persona.

Existen muchos jóvenes que necesitan escuchar el mensaje del evangelio porque se sienten perdidos y solos a su corta edad.

Existen hombres que necesitan el abrazo del Padre porque están agotados de tanto luchar y necesitan encontrar fe.

Existen mujeres que se sienten marginadas, abandonadas y lastimadas, cuyos rostros reflejan su necesidad por Jesús.

Si realmente tenemos a Cristo en nuestros corazones, entonces vivamos agradecidos de conocerle y llevemos su palabra a todos los que podamos.

Usemos nuestros dones para que su palabra llegue a muchos lugares y de muchas formas diferentes.

Y seamos agradecidos con aquellas personas que se esforzaron por llevarnos el tesoro más valioso que pueda existir, el de poder conocer a Jesús.

 
Deja un comentario

Publicado por en 29 septiembre 2014 en Reflexiones

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

 
A %d blogueros les gusta esto: